Hace 46 años que Paraguay es potencia energética mundial

0
135

Ubicar al Paraguay en la punta a nivel mundial de producción de energía eléctrica a nivel mundial fue una tarea que comenzó en la década de 1970. En aquellos años, paraguayos y brasileños superaron los desafíos diplomáticos, tecnológicos y financieros para construir la Central Hidroeléctrica de Itaipú, hoy claramente ubicada como una de las mayores generadoras de electricidad en todo el mundo.

Fue así que el 17 de mayo de 1974, en el Hotel Das Cataratas de Foz de Iguazú, se constituyó oficialmente la Entidad Binacional Itaipú, con la conformación del Consejo de Administración y del Directorio Ejecutivo de la Entidad. Diez años después del acto, la usina empezaría a producir electricidad, con el objetivo de impulsar el desarrollo de Paraguay y Brasil. En la actualidad conserva su liderazgo mundial en generación de energía limpia y renovable.

Años después y ya en pleno funcionamiento, la hidroeléctrica compartida entre los dos países hoy genera en torno al 90% del requerimiento eléctrico del mercado paraguayo y el 15% del mercado brasileño.

En cuanto a economía, desde 1989 a abril de 2020, la binacional ha transferido USD 11.217 millones (G. 71,2 billones) al Tesoro paraguayo, en concepto de royalties y cesión de energía excedente al Brasil.

La usina, que en principio produce energía limpia y renovable en cuestiones medioambiental, la atención de la Entidad va más allá del cuidado de los ríos, corrientes y nacientes que aportan el agua que mueve a la usina. Itaipú preserva la fauna y flora, gracias a sus reservas, refugios biológicos y al Centro de Investigación de Animales Silvestres (CIASI), los cuales ayudan a proteger a las especies nativas. En las áreas devastadas por la práctica agrícola, la Binacional encaró acciones de reforestación que permitieron el plantío de millones de mudas de árboles en la franja de protección del embalse.

Además, la misma ha ayudado a la relocalización y desarrollo económico de las comunidades indígenas afectadas por la construcción de la represa, con la asistencia técnica y el apoyo financiero correspondientes. Los productores de la zona de influencia también reciben constante apoyo en sus emprendimientos.

Hace casi 5 décadas, enfoca igualmente su responsabilidad social en la formación universitaria de jóvenes paraguayos sobresalientes y de escasos recursos. Del 2006 al 2019, 15.500 estudiantes fueron beneficiados con el Programa de Becas de Itaipú.

En cuanto a obras de desarrollo, La Itaipú Binacional viene financiando proyectos relevantes a través de los años. Dos de ellos están en plena ejecución y son los puentes internacionales con Brasil (uno sobre el río Paraná y otro sobre el río Paraguay), los cuales demandarán un costo aproximado de USD 150 millones.

Al tiempo de alcanzar sus 46 años desde su creación, y en plena emergencia sanitaria por la pandemia del Covid-19, la ahora tangible muestra del ingenio de Paraguay y Brasil ratifica su compromiso con ambos pueblos, priorizando inversiones que ayuden a fortalecer los servicios de salud y brindar contención social las familias en situación vulnerable.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here